Hoy en día el marketing es una actividad fundamental de todas las empresas, lo que provoca que exista un gran número de competidores en la mayoría de los sectores. Una forma de buscar destacar una marca sobre el resto es a través de las emociones. Saber transmitir emociones de forma correcta ayuda a generar cercanía y fidelizar clientes. Hace unas semanas os hablamos de la introducción del humor en el mensaje publicitario. Por el contrario, en este post vamos a hablarte del marketing emocional, su importancia y cómo debes aplicarlo de forma correcta. 

marketing emocional

Que es el marketing emocional

El marketing emocional abarca todas las acciones de marketing que están orientadas y dirigidas a las emociones, sentimientos, reflexiones o motivaciones de las personas. Este tipo de marketing está basado en la búsqueda de experiencias que aporten valor al potencial cliente a través de las emociones.

En la actualidad, a la hora de elegir un determinado producto o servicio, los consumidores prestan especial atención a los valores que transmite la marca. Esta técnica busca el posicionamiento estratégico, examina qué emociones satisfacer para posteriormente añadirlas a su imagen y poder ofrecerlas o venderlas. De este modo, el marketing emocional está enfocado hacia la generación de experiencias que aporten valor al consumidor y conecten con este desde el plano emocional.

Efectos del marketing emocional en los consumidores

Conseguir conectar emocionalmente con los consumidores no es algo sencillo, son necesarios ciertos conocimientos concretos en el campo de la inteligencia emocional. Esta habilidad busca conocer e identificar las emociones y gestionar las reacciones ante ellas. Una vez entendida la importancia de este concepto, es más sencillo comprender porque dentro de esta área del marketing existe un perfil profesional muy conectado con campos como la sociología y la psicología.

De esta forma, para sacar el máximo partido a la parte emocional de los consumidores, las compañías utilizan este tipo de campañas para penetrar en sus subconscientes, excitando el área del cerebro encargada de tomar las decisiones. Estos estímulos están enmarcados dentro de seis motivos de compra: seguridad, bienestar, novedad, orgullo, economía y afecto. Cuando una empresa incorpora emociones en uno de los motivos de compra, se genera en el consumidor una vivencia gratificante y duradera.

Cómo organizar una campaña de marketing emocional

A la hora de desarrollar una campaña de marketing emocional, es importante seguir una serie de pasos con el objetivo de que todas las necesidades del consumidor sean cubiertas de forma correcta y consigamos transmitir las emociones planteadas:

Identifica deseos y necesidades del consumidor

Por un lado, con el objetivo de buscar satisfacerlas, conocer las necesidades del cliente es el primer paso. De esta forma, podremos establecer una relación entre sus intereses y las propiedades intangibles que presenta el producto.

Crea tu estrategia de comunicación

Por otro lado, debes elaborar una estrategia que te permita posicionar el producto bajo estos valores que apelan a las emociones que hemos identificado. Debes tener cuidado en que no exista disonancia entre las características tangibles e intangibles del producto. Debemos recurrir a las emociones, pero no debemos olvidarnos de que el consumidor tendrá una serie de premisas sobre el producto que querrá ver cumplidas.

Establece vínculos duraderos con el cliente

Finalmente, además de desarrollar un producto o servicio innovador y promocionarlo con grandes campañas, debemos dar personalidad a nuestra marca. A partir de esto, debemos buscar potenciar los vínculos emocionales con los clientes para que este nexo dure lo máximo posible.

Beneficios de aplicar marketing emocional en tus campañas

El marketing emocional es una técnica que, aplicada de forma correcta, puede reportarte grandes resultados. Entre los principales podemos destacar:

  • Genera un elemento diferenciador: Actualmente debido a la competencia, existen grupos de productos que son similares entre sí. Este tipo de estrategias generan a través de las emociones un valor diferencial que ayuda a posicionar un producto o servicio sobre el resto.
  • Las emociones ayudan a captar nuevos clientes: Son más fáciles de compartir y generan buen feedback, lo que permite abrir una puerta de entrada hacia nuevos clientes.
  • El precio no es el protagonista: Precio y producto pasan a un segundo plano en este tipo de estrategia, la venta se produce a través de los sentimientos.
  • No es necesaria una gran inversión: Podemos conseguir viralizar contenido sin que sea necesaria una fuerte inversión de dinero
  • Fideliza: Si el mensaje generado en nuestra campaña de marketing emocional es positivo y cala en el cliente, lograremos un acercamiento y aumentarán las posibilidades de que nos recomienden a terceros.

Ejemplos de marketing emocional

Os dejamos unos cuantos ejemplos en forma de spot sobre cómo el uso de las emociones puede llegar al usuario. Desde Berman Comunicación, advertimos que puede tener efectos secundarios como que se te escape una lagrimilla (o empieces a llorar a mares):

Ruavieja

En primer lugar, esta marca se ha convertido en la reina de la lagrimilla todas las navidades y es que esta campaña nos llegó al corazón:

P&G

En segundo lugar, este spot de 2012 de Procter & Gamble se hizo durante las Olimpiadas de Río y es espectacular:

Lego

Con este spot de Lego, tienes las emociones tan a flor de piel que casi se te olvida que luego tienes que recoger todas las piezas y evitar pisarlas sin zapatos:

Lotería de Navidad

Entre todos, cuesta decidirse por uno en concreto pero el del año 2015 fue uno de los mejores de los últimos años:

Además de estos, podríamos estar mostrándoos mil spots más, pero vamos a parar que acabamos todo el mundo llorando. ¿Cuál es el que más te gusta a ti?

Por tanto, el marketing emocional concentra todo su potencial en suscitar al cliente a desarrollar sentimientos y emociones que generan actitudes favorables hacia la marca. Se trata, en definitiva, de una herramienta doblemente poderosa, además de potenciar y mantener la venta, ayuda a construir una relación cliente-marca basada en experiencias satisfactorias.

Por último, recuerda que es importante tener presente cualidades como inquietudes, necesidades y deseos de los clientes. Recuerda que nuestro objetivo final será generar una experiencia de usuario positiva que produzca un nuevo consumidor fidelizado.

1 Comentario

Dejar respuesta

¡Deja tu comentario!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.