Actualmente el SEO (Search Engine Optimization) es una de las técnicas más utilizadas dentro del mundo del marketing online. Gracias a su capacidad, este perfil profesional que goza de gran demanda por parte de las empresas tiene el objetivo principal de mejorar el posicionamiento de las compañías.

El objetivo del SEO es la optimización de una página web con el objetivo de posicionarla lo más arriba posible dentro de los resultados de los buscadores. Esta técnica presenta distintas variantes en función de la rama en la que está dirigida. Si atendemos a aquella que tiene en cuenta el aspecto que trabaja el SEO, podremos diferenciar entre SEO onpage y SEO offpage, sobre los que profundizaremos a continuación.

seo

SEO onpage

El SEO onpage hace referencia a todas las técnicas que utilizamos para optimizar nuestra propia página web y que nos ayudan a lograr mejores clasificaciones orgánicas entre los distintos buscadores.

Entre las acciones más importantes que podemos llevar a cabo para optimizar nuestra página web encontramos:

El contenido de la web

Tomando como referencia a Google y la experiencia del usuario. Será también importante orientar el contenido en base a las palabras clave que consideremos más relevantes y que permitan mantener unida nuestra estrategia de SEO onpage.

La estructura interna

Hace referencia a las tareas de optimización de los títulos de páginas, encabezados, metadescripciones, Page Tags, descripciones de enlaces o etiquetas de imágenes.

La arquitectura web

Cuidando y revisando que todos los enlaces (internos y externos) funcionen correctamente. Deberemos decidir como distribuir los resultados de investigación de las palabras clave y el contenido creado.

La indexabilidad

Consiste en indicarle a Google que nuestra página se encuentra correctamente publicada y que es indexable. Podemos incluir nuestra URL en Google Search Console. Esta herramienta permite revisar posibles errores técnicos y solicitar el indexado.

Las imágenes

Debemos tener en cuenta aspectos como que las imágenes utilizadas sean acordes al texto, que estén bien nombradas o que tengan las dimensiones correctas con el objetivo de que los motores de búsqueda puedan clasificarlas correctamente.

Velocidad de carga de la página

Es otro de los factores que influyen en el SEO onpage. Si una página web tarda en cargar más de la cuenta, se genera un rechazo en el usuario y se le devuelve a la página de resultados para que elija otra web. Esta lentitud además es detectada por Google afectando al posicionamiento. Existen herramientas gratuitas como PageSpeed que permiten analizar la velocidad de carga de nuestra web.

SEO offpage

En este caso, nos referimos a los distintos parámetros que no dependen de la propia web, es decir, a factores externos. Todas estas acciones de SEO offpage se basan en la creación de contenido con valor añadido para los usuarios para lograr colaboraciones interesantes en ambas partes.

Aunque durante algún tiempo era posible manipular los enlaces para “engañar” a Google, hoy en día esa tarea es mucho más compleja y ya no se pueden burlar sus algoritmos tan fácilmente. Actualmente los backlinks (enlaces externos que apuntan hacia nuestra web) son menos importantes. Google tiende a valorar más otros aspectos como la experiencia de usuario.

Algunas de las acciones que podemos llevar a cabo dentro del SEO offpage son:

  • El linkbuilding: El objetivo es conseguir que webs o blogs con autoridad incluyan enlaces a nuestra página. Actualmente se trata de una práctica que tiene más en cuenta la calidad frente a la cantidad de enlaces que utilizamos.
  • Valoración de enlaces naturales: Si ofrecemos contenidos de calidad, este podrá ser enlazado más fácilmente por otros usuarios, permitiendo que Google tenga en mejor consideración este tipo de enlaces.
  • Cuidado de perfiles sociales: Fomentando la interacción con los usuarios en la parte pública de estos perfiles. Creando comunidad en facebook, twitter u otras plataformas podremos fomentar la parte activa de los usuarios.

Principales diferencias entre los dos tipos de SEO: ¿Cuál posiciona mejor?

Aunque el SEO onpage y el SEO offpage están compuestos por tareas y características diferentes, deben ir en la misma línea. No es recomendable planificarlos de forma aislada debido a que ambos influyen de forma importante en el conjunto total de nuestros objetivos.

A la hora de decidir a qué tipo de SEO le debemos dar más importancia, debemos tener en cuenta el nicho al que busquemos dirigirnos y del tipo de competencia que se maneja en el sector. También debemos tener en cuenta que el SEO abarca diferentes etapas. En cada momento de la campaña la importancia del SEO onpage y offpage puede variar.

También es interesante que en cada acción que llevamos a cabo en nuestra web utilicemos un denominado registro de actividades. Esta herramienta permitirá determinar la efectividad de cada una de las estrategias que hemos ido implementando.

Como conclusión, es importante tener en cuenta que buscar un equilibrio entre estrategias de SEO onpage y SEO offpage suele ser lo más recomendable y lo que, a largo plazo, ofrece mejores resultados.

Dejar respuesta

¡Deja tu comentario!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.